Aspartamo: el ingrediente más exhaustivamente investigado de nuestra cadena alimentaria

El gran número de estudios sobre el aspartamo del que dispone la Agencia Europea de Seguridad Alimentaria (EFSA), sobre los cuales se ha publicado hoy una lista, destaca el corpus científico tan significativo que respalda la seguridad de este edulcorante.

El aspartamo, compuesto por dos aminoácidos, se digiere, al igual que otras proteínas, en las partes que lo componen, y todas ellas están presentes en alimentos que consumimos como parte de nuestra dieta diaria.

algunas fuentes de aspartame

En palabras del Comité científico de la Alimentación, predecesor de la EFSA. "El aspartamo es único entre los edulcorantes intensos porque la ingesta de las partes que lo componen puede compararse con las ingestas de las mismas sustancias procedentes de alimentos naturales. Es evidente que el consumo de aspartamo representa hoy una fuente menor de ácido aspártico, fenilalanina o metanol en la dieta".

Opinión del SCF - Actualización de la Seguridad del Aspartamo, diciembre de 2002

El amplio corpus científico sobre el aspartamo ha sido revisado por las autoridades reguladoras de todo el mundo, las cuales han concluido que el aspartamo es seguro. En Europa, donde el aspartamo se ha utilizado de forma segura durante más de 25 años, la seguridad del aspartamo ha sido estudiada y corroborada por el Comité Científico de la Alimentación en 1984, 1988 y 2002. Además, la EFSA ha vuelto a confirmar la seguridad del aspartamo en 2006, 2009, 2010 y 2011.

24 de noviembre de 2011